El Policiaco

Los horrores de los errores

Por El Policiaco (alias Enrique Vázquez)

De verdad que cada vez vamos de mal en peor en cuanto, no solo al desarrollo, sino a la manera de cómo informar a nuestros receptores de la información, tanto en prensa hablada como escrita y televisiva.


Recuerdo que hace ya muchos años, a finales de los 80’s, en los tiempos del Gran Jefe Pluma Firme, cuando a alguno de los reporteros que hacíamos nuestro trabajo de manera empírica se nos preguntaba sobre cuál era la “fuente” que cubríamos, la respuesta era en ocasiones sorprendente.

Algunos contestaban que la fuente de la “Diana Cazadora”, que por esos años fue cambiada del Parque Central al del 5 de Mayo y a finales de los 90’s donde ahora se encuentra, a la salida oriente de la capital.

Otros que la fuente “Huitepec”, construida en la década de los 60’s y tumbada durante el mandato de Juan Sabines Guerrero, donde ahora está un puente peatonal a cuatro carriles que no sirve para nada porque casi nadie lo utiliza.

Pero bueno, hablábamos de la fuente informativa, eso ya lo aprendí cuando estudié la carrera de periodismo a principio de los 90’s. Mis profesores me enseñaron que, en periodismo, “fuente” significa algo que suministra información. Si esta es precisa, actual y tiene efectos sobre las vidas, el bienestar o el interés del público en general, se considera como noticia.

Las fuentes informativas no siempre son personales (error de ser necio en buscar la nota grabada y fotografiada con declaraciones de tal o cual personaje), pueden serlo también los archivos, bibliotecas, hemerotecas y otras de igual valor documental.

Sobre el tipo de fuentes de información, creo que todos las conocemos: Políticas, Financieras, Económicas o del Sector Comercio, Comunicaciones y Transportes, Educativas, Obreras, Agrarias, Salud, Policiacas (ese es mi mero mole), Diplomáticas, Energéticas, Ecología, Turismo, Militares, Culturales, Deportes, Espectáculos, Sociales; en fin, que si nos diéramos un chance de cubrir o hacer una nota por cada fuente, tendríamos más de veinte notas diarias para llenar todo un periódico, un noticiero de radio o de televisión.

Pero no, y ahí comienzan los errores y los horrores, cuando restamos importancia a la información y comenzamos por olvidar el rango o la jerarquía de tal o cuál informante, y de esto me di cuenta en infinidad de ocasiones en que estuve detrás de un micrófono durante un noticiero radiofónico y que hasta la fecha sigo escuchando.

De ahí comprendí que es importante darles a las personas o funcionarios el título que les corresponde, para no herir susceptibilidades y como respeto lógico a su profesión –aunque no la tengan-, pero si a su dignidad y a su cargo. Pero además esto forma parte de un protocolo que nosotros –fíjense en nuestros rangos y jerarquías- como reporteros, periodistas, columnistas, editores, comentaristas, locutores ¿y qué más?, debemos ser los primeros en conocer y cumplir.

Al contrario, resulta por demás aberrante que se utilice un medio de comunicación, ya sea escrito, hablado o televisivo, para agredir no solo a un funcionario o líder campesino u obrero, sino también a nuestros mismos compañeros comunicadores. Se pierde el sentido de escuchar, ver o leer una noticia.

Quien dirige o tiene bajo su responsabilidad una sección informativa, ya sea escrita, hablada o televisada, jamás debe perder el sentido común de informar clara, veraz y oportunamente al radioescucha, al televidente o al lector. Los hechos deben indicarse de una manera tan clara y sencilla que no dejen confusión alguna en la mente del receptor.

Las noticias se deben redactar con sencillez, claridad y concisión. No hacer historias de telenovela en una nota informativa, porque por ejemplo, a diferencia del periódico, que debe leerse bien, las noticias radiofónicas deben escucharse bien. Tienen que agradar al oído del radioescucha, a la vista del televidente y del lector; con un vocabulario tal que no deje lugar a dudas de que quien o quienes tienen bajo su responsabilidad el difundir las noticias, sean unos verdaderos profesionales de la comunicación.

P.D. esta es la primera de una serie de comentarios acerca de los errores y los horrores, sus comentarios en el watthsapp 961 105 50 47, o la web: www.elpoliciaco.blogspot.com

LO MAS VISTO

  • Jan 15 , 2014
    DATOS PARA RESIGNIFICAR LA FIESTA DE ENERO DE CHIAPA DE CORZO
    (Galería gráfica de Franco Lázaro Gómez sobre tradiciones de Chiapa de Corzo)

    Mario Nandayapa.

AL AZAR

nnnnnadiaaa0.jpg